Consejos Paciente

¿Qué es la pHmetría?

La pHmetría es una prueba en la cual se realiza una medición del ph o la cantidad de ácido que pasa del estómago al esófago durante 24 horas.

Se utilizan para el diagnóstico e identificar la causa del reflujo gastroesofágico (ardor o pirosis). Se indica sobre todo, en paciente en los que ha fracasado el tratamiento médico y continúan con síntomas importantes y pueden ser candidatos a tratamiento quirúrgico.

También se utiliza para valorar la eficacia del tratamiento que se le ha indicado al paciente o en pacientes con síntomas poco frecuentes como dolor precordial, tos, asma y otros síntomas faríngeos.

¿Cómo se realiza?

El equipo empleado para realizar esta prueba en un pequeño tubo que se inserta a través de la fosa nasal y se coloca próximo a la zona inferior del esófago. El cable está conectado a un pequeño monitor que se inserta en la cintura o en el hombro. Apretando el botón se registra la aparición de los síntomas y el momento en el que aparecen.

¿Qué preparación previa se precisa?

No se debe comer ni beber de cuatro a seis horas antes de la colocación del aparato. Se debe informa a su médico si está embarazada, tiene un problema cardíaco o pulmonar, o algún tipo de alergia.

Existen diversas medicaciones que pueden afectar los resultados de una pHmetría como los inhibidores de la bomba de protones, los anti H2, antiácidos y algunos fármacos para el corazón (antagonistas del calcio, nitritos) por tanto, debe comentarlo con su médico para valorar la suspensión del fármaco (nunca debe hacerlo por cuenta propia).

¿Qué se debe hacer durante la monitorización?

· Intente seguir su rutina normal, muchas personas intentan cambiar sus actividades durante el período de supervisión. Sin embargo, tales cambios pueden afectar a la presencia de reflujo y alterar los resultados No se debe tomar un baño o una ducha durante el período de supervisión, pues el equipo no puede mojarse.

· En cuanto a las comidas se deben realizar las comidas regulares tal y como hace habitualmente. Si no come durante el período de supervisión, el estómago no producirá el ácido como de costumbre, y los resultados de la prueba no serán exactos.

· Puede comer los alimentos que tienden a aumentar la sintomatología. Se puede toda el agua que se desea.

· No se debe acostar hasta la noche excepto si habitualmente hace una siesta y continúa con las medicaciones que toma habitualmente, excepto contraindicación expresa por el médico.

¿Qué información debería recoger durante el periodo de monitorización?

Se deben recoger los síntomas principales, según lo hablado con su médico, presionando los botones apropiados en el monitor cuando ocurren los síntomas registrando el periodo de tiempo durante el que come (inicio y fin), el que bebe –excepto el agua- (inicio y fin) o cuando se acuesta y se levanta.

¿Qué pasa tras la monitorización?

Tras la monitorización se puede realizar de nuevo la dieta y actividades normales. Pueden quedar leves molestias temporales en la garganta.

Fuente: American Society of Gastrointestinal Endoscopy Technology Status Evaluation Report . Cleveland Clinic Department of Gastroenterology & Hepatology.

Consejos al paciente

Osteoporosis

Osteoporosis

1. Ejercicio y prevención de osteoporosis

Recomendaciones generales - Una de las medidas de prevención para evitar la osteoporosis es el ejercicio físico que consigue mantener los huesos fuertes y... Leer más

Dolor Osteomuscular

Dolor Osteomuscular

Cómo prevenir el dolor de espalda

La adopción y la corrección de una serie de hábitos posturales ayuda a evitar el dolor de espalda, si los incorporamos a nuestra actividad... Leer más

Diabetes

Diabetes

Cómo actuar ante una hipoglicemia

La hipoglicemia es una complicación de los pacientes con diabetes y que requiere una actuación y tratamiento inmediato. La hipoglicemia es una... Leer más